Empresa macédone quiere fijar estándares de calidad para el cannabis medicinal | Nación Cannabis

Empresa macédone quiere fijar estándares de calidad para el cannabis medicinal

- Por

Un artículo publicado en Healtheuropa reveló los planes de Balcanns, una firma europea que pretender marcar hito sobre los estándares de calidad para el cannabis medicinal a nivel mundial.

El equipo conformado por Ice Nikoloski, a la cabeza del grupo empresarial y Chris Liddy, como director general, tiene como misión producir soluciones de alta calidad y bajo costo, para satisfacer las necesidades de la industria canábica medicinal.

Según relatan los empresarios, su interés surge de las propias cifras, ya que, esperan que el mercado medicinal para el 2023 crezca más de 400%, alcanzando a más de 742 millones de personas en todo el mundo, con un gasto equivalente a los 2.3 billones de euros.

Cannabis medicinal con calidad

Pese a esta gran oportunidad, existen diversos factores que obstaculizan el mercado, como problemas relacionados con el suministro, la calidad y falta de legislación; lo que genera el consumo de productos de baja calidad en los usuarios.

Debido a ello, Balcanns aborda la necesidad de reunir las condiciones propicias como contar con un personal especializado y una novedosa planta de producción, ubicada en Prilep, Macedonia del Norte.

En este sentido, es preciso destacar el trabajo de Liddy, quien es especialista en Biología Vegetal y en nuevos sistemas hidropónicos y cuenta con 10 años de experiencia identificando y controlando los riesgos de seguridad, como la prevención de contaminación por moho y partículas.

Su trabajo se enfoca en la implementación de programas de seguridad, que logren el crecimiento y la producción exitosa de cannabis de grado médico, pero a un nivel de masivo.

Hemos visto grandes problemas con la puesta en marcha y el escalamiento de las instalaciones de producción de cannabis medicinal. Estos desafíos se intensifican por los estrictos requisitos de la Unión Europea. Como empresa, sabíamos que podíamos ofrecer un producto técnicamente superior a escala que pudiera satisfacer las necesidades de este mercado que está emergiendo rápidamente”, indicó el director general.

Granjas con estándares

Al respecto, la empresa de tecnología Huber, especializada en la producción agrícola a escala, pretende implementar una serie de instalaciones ambientales controladas, cuya capacidad de funcionamiento masivo, proporcionará gran ayuda para Balcanns.

Se trata de granjas verticales automáticas, las cuales son capaces de producir simultáneamente más de 20 mil millones de plantas, debido al bondadoso clima de Macedonia, aunado a otras condiciones importantes.

Tal es el caso de la implementación de impuestos, pues este país europeo posee un de las tasas de impuestos corporativa menores en el mundo; además, de su posición clave, ideal para abastecer los mercados europeos.

Respecto a las instalaciones de dicha granja, la firma anunció que estaría ubicada en las afueras del poblado de Prilep y se compone de más de 20 hectáreas de tierra adecuada para el cultivo de cannabis en interiores, invernaderos o exteriores.

Vale destacar que según Balcanns, esta instalación fue diseñada para producir aceites y extractos de cannabis de alta calidad que cumplen totalmente con los requisitos sanitarios europeos, siendo que la primera cosecha estará lista para mediados de 2020.

En lo que se refiere a las técnicas para el cultivo masivo, Balcanns afirma que utilizará la técnica de cultivo denominada micropropagación, que utiliza células vegetales en condiciones estériles en medio de un cultivo de nutrientes.

El método de Balcanns

Este método es efectivo para el cultivo masivo y posee una menor probabilidad de transmisión de enfermedades, lo que le permitirá producir cannabis medicinal altamente consistente.

Uno de los mayores desafíos para satisfacer las necesidades del mercado es producir un producto consistente a escala. Muchos de los métodos comúnmente utilizados no están optimizados para la producción a gran escala y, en el mejor de los casos, pueden dar como resultado un producto inconsistente”, argumenta Liddy.

Según la perspectiva de estos emprendedores, el hecho de crear una planta con niveles consistentes proporcionará un cannabis seguro y confiable, uno de los problemas que más genera escepticismo médico.

Cabe destacar que los requisitos europeos son más estrictos que en la mayoría de los países con una industria de cannabis medicinal existente y requieren normatividad no sólo en sus productos, sino también a nivel de su operatividad.