Boom de licencias en Colombia para la comercialización de cannabis medicinal

- Por

La legalización en el uso de cannabis medicinal dio luz verde a la adquisición de licencias comerciales, para su producción habitual en Colombia.

De acuerdo con cifras oficiales, al cierre del primer semestre de 2019, el Ministerio de Justicia colombiano entregó 247 licencias a un grupo conformado por más de 60 empresas.

Entre los beneficiados con los permisos comerciales, se encuentran desde pequeños productores, hasta multinacionales; quienes ayudaron al gobierno a obtener más recursos, debido a los trámites de permisos básicos.

En este sentido, se estima que el monto que pudo haber entrado a las arcas federales, provenientes de estos trámites, es superior a los de 10 mil millones de pesos colombianos.

Producir cannabis medicinal

Respecto a los tipos de licencias, el organismo oficial dio a conocer que 35 fueron entregadas para el uso de semillas, 83 para el cultivo de plantas de cannabis psicoactivo y 129 para no psicoactivo.

Asimismo, según medios locales, el interés en la adquisición de licencias, se debe a los bajos niveles de inversión que requiere la producción de la flor de cannabis.

Dichas afirmaciones, dieron lugar a la especulación de que el mercado de la marihuana legal en Colombia podría llegar a suministrar 40% del cannabis a nivel mundial.

Según el diario Financial Times, la inversión extranjera en este rubro, especialmente proviene de empresas canadienses, podrían beneficiar no sólo al uso medicinal del cannabis, sino también para investigaciones científicas y el desarrollo de cosméticos.

Por su parte, el Ministerio de Justicia indicó que desde 2017 a la actualidad, recibió mil 500 solicitudes de licencias; de las cuales menos de 300 han sido aprobadas, debido a que aún, hay muchos temas pendientes.

Colombia garantiza condiciones

Respecto a ello, especialista señalan la seguridad como algo prioritario para las empresas, por lo que los sembradíos de la marihuana buscan ser cultivados en lugares donde el Ejército está presente, para evitar que grupos o organizaciones criminales pudieran intervenir durante el traslado o producción de este producto.

Vale recalcar que, cifras de la consultora Crop America estiman que, durante 2018, cosechar un gramo de la flor de marihuana colombiana costaba entre 0.5 y 0.8 centavos de dólar.

Tal precio resulta es el más competitivo frente a otros países donde se cultiva el cannabis; como Bolivia, donde la tarifa es de 0.7 a 0.9 centavos de dólar; en Perú, donde cuesta 1.8 dólares; Canadá, que llega a 2.1 dólares y en Holanda, donde la tarifa es de entre 2.2 a 2.5 dólares.